Home » In memoriam

In memoriam

Allá por marzo de 2012, en plena oleada frenética del armado del plantel de nuestra cátedra, llama a mi celular alguien recomendado por una colega.

Habremos conversado más o menos media hora, y me convencí de estar frente a alguien que sentía pasión por enseñar.

Luego, lo conocí personalmente el día que hicimos la reunión general del plantel, y entre palabras y palabras, fui construyendo mi fe en un perfecto desconocido -al menos para mí- que ansiaba estar frente a chicos y chicas que se estuvieran preparando para ser parte -en un futuro no muy lejano- del noble arte de la Arquitectura.

Y así pasaron los años, siempre él trayendo su notebook para usar con los archivos en powerpoint de cada clase y abriendo personalmente nuestra antigua Aula Magna para poder dictar la clase del día. Cada martes era la misma rutina, y a la vez el mismo ritual, la misma pasión.

Cordialidad, amabilidad, buena onda, eso y más lo definían.

Un día de 2017 nos avisó que debía afrontar una compleja cirugía y que por ello iba a estar ausente un tiempo. A la alegría inicial del éxito en la operaciónle siguió una rehabilitación y la posterior aparición de un cuadro clínico que no pudo superar, tras haber peleado como un gladiador.

Nos dejó muchos más que un buen recuerdo, de los cuales se destacan la enorme cantidad de alumnos que cursaron y que querían cursar con él, y de muchos profesionales que aún hoy recuerdan que él fue el primero que, tras los nervios del examen final, les dijo “Felicitaciones, arquitecto…”, “Felicitaciones, arquitecta…”.

Y sí, es muy lindo oír eso. Si yo también recuerdo a mi profesora de Práctica Profesional -en abogacía- cuando tras mi último examen final me dijo “Ya sos de los nuestros”.

Nos queda un último consuelo, y es saber que seguramente,desde lo alto, uno de los nuestros nos cuida.

Gracias por todo, querido Horacio.

Un fraterno abrazo hacia la Eternidad.

C.F.T.

Comments

Seguinos en Facebook